1. Usa ropa adecuada, en tiempo de calor usa ropa de algodón y en invierno usa suficiente ropa, en ambos casos podrás ahorrar energía exigiéndole menos a tu acondicionador o calentador.
2. Calentar o enfriar una casa entera puede ser caro, no bajar la temperatura del
termostato más de 5ºC por debajo de la temperatura exterior, ya que esta diferencia es
suficiente para notar un cierto confort en el interior del hogar y no causar problemas de
salud asociados a las grandes diferencias térmicas. Cuando sea posible, cierra puertas
de áreas que no estás usando, y sólo calienta o enfría los cuartos en donde pasas
​más tiempo.
3. Apaga calentadores o enfriadores cuando no los necesites. Asegúrate de apagar todo cuando no lo estás usando. 
4. Lava tu ropa sólo con agua fría, también puedes hacer una carga eficiente lavando cargas completas, es decir, hasta que juntes suficiente ropa.
5. Revisa tu refrigerador, siendo el electrodoméstico más caro. Asegúrate de que la puerta cierre bien y no presente aperturas por donde se pueda escapar el aire frío.
6. Impermeabiliza el techado de tu casa. 
7. Desconecta el cargador de tu celular si no lo estás usando. ¿Sabías que el cargador
usa energía aun estando conectado? Hasta un 10% de tu consumo de energía podría
ser utilizado por todos los electrodomésticos y aparatos que tienes conectados
sin estar usando. Si estás comprando nuevos aparatos, intenta irte por los de energía
​eficiente.

8. Ahorra energía en la cocina, cocina varios alimentos y congélalos, además de ahorrar tiempo cocinando, también ahorrarás energía y/o gas. Al cocinar, trata de usar tapas en tus sartenes para reducir el tiempo de cocción.
9. Invierte en bombas de luz (focos) de uso eficiente de energía, éstas bombas ahorrar

energía y duran más tiempo. Usualmente son baratos.
10. Planta árboles de sombra alrededor de tu casa puede reducir tu consumo de energía

al reducir la exposición al sol de algunos techos o cuartos. El ahorro depende del tamaño

del árbol y su locación. 

10 consejos para ahorrar Energía